Esto es muy sencillo, si no te gustó The Witch “porque no asusta tanto“, déjame decirte que Hollywood te tiene bien amarrado del collar con su cine lleno de ruidos y escenas con espejos.
SPOILERS

Si filmes como Actividad Paranormal, El Conjuro, VHS o Anabelle te parecen películas dignas de un aplauso: perfecto, estás bien colocado en el sitio en el que te necesitan.
En principio porque el terror depende de una atmósfera muy precisa y lo que te ha ofrecido la industria esta última década es un montón de trailers muy bien hechos y monstruos con colmillos y sin ojos que aparecen de la nada. No hay ahí una historia decente, solamente casas embrujadas, muñecos de madera que mueven los ojitos y quizá alguna anciana loca en el ático. Lejos de eso, la fórmula se repite: algún inocente o no creyente se viene a topar de lleno con un lugar lleno de maldad y listo.

giphy

The Witch brilla por una razón bien básica: retoma los elementos del terror original, el terror literario, ese que crea primero un entorno y luego somete a los personajes a él, poniendo en duda toda capacidad de lógica preestablecida.

¿Cuándo fue la última vez que el asesino pudo ser un par de gemelos de cinco años? Kubrick logró que dos niñas agarradas de la mano asustaran a una generación, y en esta película el elemento se exhalta a puntos desquiciados. Niños poseídos, ese era el elemento que el cine de terror necesitaba. No mutantes, no demonios horrendos, no armas y locura.

La película brilla por estar basada en documentos históricos, en donde la realidad nos vuelve locos, porque, todo esto, de alguna manera, sucedió alguna vez en el mundo. Es muy difícil lograr que un simple conejo gordo represente a Satanás, y aquí se logra perfectamente. Al ser humano lo somete más la angustia que la oscuridad. Preferible que te coma una bestia a mitad de la noche que a vivir junto a demonios durante años, sin saber en dónde están.

giphy (1)

Poner en duda la lógica de la mente humana, ahí radica el terror puro y siniestro.

Nunca había existido una película en donde una cabra tuviera tanto protagonismo. Qué calidad de actuación de los niños. Me imagino que alguien les leyó el guión tranquilamente:

-“En esta escena, te retuerces en una cama, gritas oraciones cristianas y luego clamas el nombre del chivo negro“.
-“Claro, que sí, señor“.

La bruja, lejos de la mujer anciana y narizona con un fanatismo grosero por hacer sopas en calderos viejos, se muestra como un ente igual de oportunista que un ave de rapiña a mitad de los desiertos. Atrás quedó la escoba voladora y las ancas de rana, lo que está bruja quiere es sangre de bebés recién nacidos para usarla como crema exfoliante. La bruja pop había demeritado el historial de todas estas sirvientes del oscuro, una película de la bruja original era bastante necesaria.

goat-lookgif

Un cuervo muerde el pezon de una madre y una mujer desnuda levita alrededor de una fogata. Si estás imágenes poderosas no te atraen y lo tuyo son espíritus que se aparecen de repente gritando y matan a la víctima en un segundo, estás seguro. Habrá mucho cine así para que gastes dinero en él. Si una gran historia de la duda que genera el santísimo y sus roces directos con el satanismo convencional no te emociona en absoluto, una disculpa. Habrá pocas películas así, no te preocupes. Siempre habrá algo nuevo de marvel o una película de autos que te sacie la existencia.

Déjanos los chivos negros y las almas corrompidas a los que las disfrutamos en silencio. Al final, tenemos el horror que merecemos.

giphy (2)

Comentarios

comentarios